Tocado y hundido (0 – 1)

El CD Badajoz consigue la victoria 78 años después de su última hazaña en el Nuevo Colombino y deja en duda la dirección del Recreativo.

Por Pablo J. García

El Recreativo de Huelva vuelve a cosechar una nueva derrota y sentencia casi de forma definitiva al cuerpo técnico. Los jugadores tenían una oportunidad para salvar al capitán de su barco, pero la imagen mostrada sobre el terreno de juego deja patente el poco entusiasmo de la plantilla por el proyecto.

Monteagudo apostaba por tres centrales en la zona defensiva, escoltando a un debutante Álex Lázaro tras la lesión de Nauzet. Misma idea con la que el técnico finalizó el pasado partido frente al Yeclano.

Esto hizo que el conjunto de Nafti saliera con la idea de dominar el esférico, pero, a pesar de que la batuta no tuviera un director claro, el club pacense parecía estar más cómodo sobre el verde. Posesión e iniciativa clara del CD Badajoz pero sin crear grandes ocasiones. El Recreativo se frustraba y esto era aprovechado por los visitantes. Sin jugadas a resaltar en la primera mitad, la afición recreativista despedía al equipo al descanso con una pitada que retumbaba en todo el estadio.

Tras el descanso, saltaban los albiazules con aplausos desde la grada. El estado de ánimo cambiaba en busca de una mejora para cosechar un buen resultado con el apoyo de la afición. Y fue ese mismo estado de ánimo el que los jugadores del Recreativo se encargaron de llevar al límite y terminó por explotar a medida que avanzaban los minutos.

Sobre todo cuando, nada más salir del vestuario, el balón se marchaba por línea de fondo siendo saque de esquina a favor de los de Nafti. Jugada a balón parado que, tras un fallo estrepitoso de Sergio Jiménez. Álex Lázaro tampoco estuvo por la labor de parar un cuero que terminó por tocar el fondo de la red. Jairo remataba solo y no fallaba. Jarro de agua helada para un equipo cuya paciencia explotó. La grada del Nuevo Colombino se veía en caída libre hacia el abismo y pedía cabezas de inmediato.

El resto del encuentro no tuvo más que ocasiones por parte de los pacenses salvo por tímidos disparos desde fuera del área de jugadores recreativistas. Nada que no supusiera un gran trabajo para el guardameta del Badajoz. Los huecos que iba dejando el Decano fueron aprovechado por Nafti, quien metió a Chris Ramos para ocasionar más peligro. Tal fue así que tuvo un mano a mano con Álex Lázaro, que supo mantener su postura y «evitó» la sentencia del partido, aunque ya estaba todo dicho.

Señalaba el colegiado manchego el final del partido desatando en la grada unos pitos que Monteagudo no se quedaría a oír, pues nada más acabar el encuentro se enfiló al vestuario. La afición pide a gritos lo que una directiva trata de callar a silencios. Monteagudo no comerá mucho turrón en el vestuario recreativista.

FICHA TÉCNICA

RECREATIVO: Álex Lázaro; Óscar Ramírez, Borja García (Carlos Martínez, min.64), Diego Jiménez, Morcillo, Alfonso; Sergio Jiménez (Gus Quezada, min.76), Quique Rivero; Isi Ros, Chuli y Alberto Quiles (Rubén Cruz, min,64).

BADAJOZ: Kike Royo; Iván Casado, César Mprgado, Sergi Maestre, Guzmán (Djak Traoré, min.87), Caballero, Jairo (Chris Ramos, min.60), Gorka Santamaría (Kike Pina, min.79), Heber Pena, Pablo Vázquez y Carlos Portero.

GOL0-1 (min.46) Jairo.

ÁRBITRO: Ruipérez Marín, (comité Castellano-Manchego). Amonestó con tarjeta amarilla a los locales Borja García, Óscar Ramírez y Gus Quezada; y a los jugadores visitantes Iván Casado, Carlos Portero y Sergi Maestre.

INCIDENCIAS: Jornada 15 del grupo IV de la Segunda División B diputada en el estadio Nuevo Colombino ante unos 5.500 espectadores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *