El centrocampista venezolano dio negativo en los test y se incorporó el viernes.

Yangel Herrera entrenó junto a sus compañeros en las instalaciones deportivas del Granada CF. Después de dar positivo en el pasada 6 de mayo, durante las pruebas de la fase 2, el centrocampista se incorporó al trabajo en grupo al saber que sus resultados daban negativo. De esta forma volvió a la actividad física este viernes.

El venezolano pasó esas semanas confinado en su domicilio. Durante ese tiempo, el jugador no dio síntomas por lo que fue un caso asintomático como le sucede a Joel Robles. El futblista mientras se estuvo recuperando de su lesión ejercitando por su cuenta en casa.

El Granada cuenta así con todos sus efectivos dispuesto a encarar el último tramo de la competición. El equipo nazarí aún tiene opciones de meterse en Europa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *