Los nazaríes encadenan cuatro encuentros sin vencer y se desperdicia una gran oportunidad de acercarse a Europa.

El Granada CF vuelve a dejarse tres puntos por el camino tras perder contra el Eibar 1-2 en el Nuevo Los Cármenes. En los últimos cuatro encuentros solo ha podido sumar dos puntos de doce posibles. Una mala racha que podría alejar un poco más la séptima plaza si vence hoy la Real Sociedad. En una jornada que podía haber empatado con el Valencia a puntos y a uno de los vascos.

Los granadinos salieron a por todas generando las primeras ocasiones. Pero el día no iba a ser plácido para los andaluces. Orellana supo en todo momento encontrar los espacios en un equipo que se encontraba muy desorganizado. El chileno asistió a De Blasis que definió con una vaselina a la salida de Aarón Escandell. Los rojiblancos no se encontaban en el terreno de juego.

Diego Martínez introdujoa a Roberto Soldado por Eteki. En el 47 de partido el valenciano remataba un balón de Puertas empetanod el encuentro. Los rojiblancos se echaron encima de los azulgranas con la energía que les dio el gol. Pero sus problemas en la defensa aún se mantenían. Eso permitió a los de Mendilibar seguir generando con muchos espacios hasta lograr el tanto en el 68. Otra vez Orellana que pasaba a Kike García que se revolvió y ajustó con su pierna izquierda al palo derecho de los nazaríes. Carlos Fernández tuvo una última que rechazó Dmitrovic.

El Granada se mantiene décimo con 43 puntos a la espera de lo que haga la Real. Aún tiene jornadas para mejorar y seguir peleando por la Europa League.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *