El conjunto gaditano no usará la ficha del lesionado Quezada para incorporar algún refuerzo.

Tras la llegada de Augusto Fernández, el Cádiz ha decidido que su plantilla está cerrada y no realizará ningún fichaje. Óscar Arias tenía la opción de firmar otro jugador debido a la ficha que dejaba libre Quezada por su lesión. Sin embargo, esta posibilidad ha sido descartada y consideran que con la llegada del centrocampista han reforzado bien al equipo.

El argentino llegó al club cadista libre, guardándose así la ficha de Quezada para otra posible incorporación. Pero desde el club, creen que no es necesaria la llegada de otro lateral izquierdo o cualquier otra posición. Esto demuestra que el cuerpo técnico confía en la plantilla actual para lograr el ascenso directo. Y aunque hay algunas molestias físicas en ciertos jugadores, confían en que se recuperen en los próximos días.

Cervera contará con Espino para suplir la baja de Quezada y, en caso de necesitarlo, usará al jugador del filial Marc Baró. Con la llegada de Augusto, el técnico cadista cuenta con 24 fichas profesionales y el argentino podría disputar sus primeros minutos frente al Oviedo. Aun así, el entrenador amarillo ya advirtió tras el encuentro frente al Elche que el jugador no tenía todavía el ritmo de competición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *