El Granada CF consigue una victoria muy importante por sus aspiraciones por Europa contra el séptimo de la clasificación, la Real Sociedad. Ambos clubes se jugaban mucho en el Reale Arena de San Sebastián. Diego Martínez apostó por Antonio Puertas en la banda y Jesús Vallejo como tercer central. Un equipo formado para los contraataques.

La primera parte fue todo de cara para los rojiblancos. Los vascos tenían el dominio de la posesión con su rival atrás e intentando robar algún balón para salir a la contra. Los locales probaban a Rui Silva con disparos lejanos. En una de esas jugadas de recuperación, Domingos Duarte ponía un centro templado con comba sobre la cabeza de Antonio Puertas e introducía el balón al fondo de las redes con un grandísimo remate en el minuto 20. Los granadinos toman ventaja. Los blanquiazules siguieron apretando con un Portu muy punzante y Barrenetxea, con una gran participación, mandó una pelota al palo en un centro que se envenenó. Cuando parecía que el empate llegaría, Soldado aprovechó un mal despeje de Llorente y con un simple quiebro al porteo marcaba el segundo para los visitantes en el 43. Jugada muy polémica porque el valenciano partía de posición antirreglamentaria pero que subió al marcador. El segundo visitante. De nuevo el canterano extremo realista volvió a mandar el balón a la madera. Mucho premio sacó el conjunto de Diego Martínez que recibió muchas ocasiones sobre su área.

La segunda dio pistoletazo a la avalancha de los guipuzcoanos. Un rechace de un saque de esquina le llegó a Mikel Merino que anotó así el primero de la Real. El partido se tranquilizó. En el 64, Oyarzabal mandó un magnífico pase a Willian José que falló en la definición ante el guardameta luso. Perdonaba el empate el delantero brasileño. El Granada dejó que el control de partido fuese de la Real Sociedad sin mucho peligro. En el 83, el debutante Naïs Djouahra centraba al centro del área raso que Oyarzabal remató potente a la escuadra izquierda de Silva. La replica de los nazaríes llegó en el 88. Darwin Machís servía un balón colgado al segundo palo, después de un un potente saque de banda lanzado en el área realista, y Duarte sirvió el tercero. Finalizó el encuentro sin mucho más.

Los tres puntos se los llevaban los granadinos. Los 50 puntos sitúan a los rojiblancos en la novena posición a solo un punto para conseguir el billete a la Europa League la próxima temporada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *