Los jugadores comenzarán su preparación para el encuentro de octavos de Europa League frente a la Roma después de seis días de vacaciones.

El Sevilla FC no pierde el tiempo e inicia la preparación para el encuentro contra la Roma en la eliminatoria de octavos de final de la Europa League. Los rojiblancos se adelentan a los protocolos establecidos por la UEFA que se llevan a cabo 48 horas antes de los partidos. Los entrenamientos volverán a ser como los del inicio de la vuelta del fútbol. Cada miembro de la plantilla y del cuerpo técnico pasará de forma escalonada por las instalaciones deportivas y se realizarán las correspondientes pruebas médicas.

La entidad no quiere ningún tipo de fallo que les impida disputar el envite contra los italianos y forzar un caso como el del Fuenlabrada. Esta decisión viene incrementada por la fiesta de Éver Banega en la que no siguió los protocolos de seguridad. El argentino está aislado a la espera de los días por precaución de un supuesto contagio de coronavirus.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *