Los blaugranas ven esta opción como la única salida para sacar un beneficio antes de la finalización del contrato del croata en 2021.

El FC Barcelona se baja del carro y decide aceptar una oferta mínima de 10 millones de euros por Ivan Rakitic según indica Mundo Deportivo. Esa cantidad se corresponde con lo máximo que ofrecerá el Sevilla FC en este mercado de verano mientras no se produzcan salidas importantes. Los catalanes saben que es la única forma de sacar algo de provecho del croata que finaliza su contrato en 2021. Esa cifra también amortizaría su actual salario con los blaugranas.

El Sevilla y Rakitic se cerraron a esperar la conclusión de su vinculación con el Barça. Ambos sabían que con esta postura provocaría la flexibilidad de los culés en las negociaciones del traspaso del centrocampista. El jugador de 32 años mostró hace meses su intención de volver a la capital andaluza algún día. Solo era cuestión de tiempo que se pusiese de cara el traspaso del futbolista.

Monchi tendría así el sustituto de Éver Banega en el campo. Si se cierra un acuerdo este verano por el de Rheinfelden, opciones como Parejo no llegarían a Nervión aunque el perfil es el mismo: jugador veterano, con experiencia y sobre todo con calidad, excelente golpeo a balón parado y buena salida de balón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *