La Federación aún no ha aprobado la celebración de este partido de preparación con fecha puesta el sábado 22 de agosto.

El Cádiz y el Real Betis programaron un enfrentamiento entre ambos conjuntos el sábado 22 de agosto, dando comienzo a sus respectivas pretemporadas. Sin embargo, la situación actual sobre el COVID-19 complica la situación del partido. La confirmación de este encuentro no oficial depende de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). La institución no se ha pronunciado con respecto al amistoso, según informa Diario de Cádiz. La razón es la crecida de contagios por el virus.

Este aumento de infectados sacude en las últimas semanas al fútbol profesional. Béticos y cadistas informaron de varios casos positivos en sus plantillas. La Federación evalúa los riesgos de los choques de preparación veraniegos desde el punto de vista de la seguridad de la salud de las personas. Los dos equipos andaluces mantienen sus entrenamientos a la espera de la resolución final del envite que se jugará en Marbella.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *