El Sevilla se cita esta noche con el Inter para ver quien levanta el trofeo de la Europa League.

Ha pasado más de un año desde que el Sevilla de Julen Lopetegui debutara en partido oficial. No es lo habitual y nadie habría deseado que esto se alargara tanto, pero es lo que ha tocado. Sin embargo, en un año tan raro como este, los sevillistas pueden llevarse otra alegría y no podía ser en otra competición que la Europa League.

Una final que se disputa el 21 de agosto, fecha en la que lo normal es que la temporada esté comenzando, no acabando. En frente, esta vez, un rival italiano, el Inter de Milán. Un equipo que, como ya han advertido tanto entrenador como jugadores, tiene una «plantilla hecha para Champions». Pero en el vestuario saben que son el Sevilla y que esta es su competición.

En total, son ocho Europa League ganadas las que habrá sobre el terreno de juega esta noche: 5 del Sevilla por 3 del Inter. Los italianos llegan tras golear en semifinales, lo que les ha dado esa sensación de llegar mejor al partido e incluso poder ser considerados ligeramente favoritos. Pero esto es una final, poco importa a partir de ahora lo hecho anteriormente. Y los hispalenses han demostrado ser capaces de sufrir y usar sus armas en cualquier situación.

Los nombres de Lautaro Martínez y Romelu Lukaku son las dos grandes amenazas que tendrá el cuadro andaluz en frente. Pero en noches como estas, es cuando se espera que el rey de la competición haga acto de presencia y saque relucir por qué se le considera tal. Sevilla, la historia te espera de nuevo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *