La institución nacional de fútbol manifestó su intención de no permitir los partidos ni viernes ni lunes, aunque la LFP se apoya en una cautelar para que se celebren.

El lío del calendario de los partidos de La Liga sigue aún sin una resolución. La Real Federación Española de Fútbol mantiene su postura de invalidar los encuentros los viernes y los lunes. Este hecho provoca que el Granada-Atheltic del viernes 11 y el Alavés-Real Betis del lunes 14 no pudan celebrarse de momento. La Federación reclama que para poder validar estos partidos, la Liga de Fútbol Profesional (LFP) debe pactar con el equipo de Luis Rubiales. Esta negociación está respaldada por la sentencia de lo Mercantil.

La organización de Javier Tebas, por su parte, cree que esto es posible sin pacto alguno. Las puertas cerradas de los estadios y una cautelar recibida apoyan la idea de La Liga. El 6 de octubre tendrá lugar un juicio que indicará a quién recae esta labor de decidir cuándo se celebran los encuentros de las jornadas ligueras.

La situación es un bloqueo sistemático para el comienzo de la competición para ambos conjuntos andaluces. También los dos equipos vascos se verán perjudicados. Si no se juegan los dos choques, habrá que buscar una fecha en el ya apretado calendario de la campaña que se aproxima a su inicio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *