Después de casi un mes sin competir, y más de 40 días sin pisar el césped del Nuevo Colombino, el Decano recibía al segundo clasificado, el Atlético Sanluqueño, en el partido que inauguraba la segunda vuelta de la competición. Las gradas del coliseo recreativista se volvieron a mostrar vacías tras las nuevas medidas impuestas por la Junta de Andalucía, por lo que el reencuentro con la afición albiazul deberá esperar.

Claudio Barragán optó por Nauzet en portería, Cera, Leal, Morcillo y David Alfonso en defensa, con Dani Molina, Matheus, José Carlos y Yaimil en el centro del campo y Chuli y Seth en ataque. El comienzo del partido no fue cómodo para los albiazules, ya que el Atlético Sanluqueño dispuso de una ocasión clara, interceptada por Matheus, e incomodaba la circulación de balón local. Con el paso de los minutos, el Recre se hizo dominador del balón, a pesar de no generar ocasiones demasiado claras de gol. Tras un disparo lejano de Yaimil que rozó el poste y varios centros laterales peligrosos, se llegó al descanso con empate sin goles en el marcador.

Tras el paso por vestuarios, el Decano se hizo aún más, si cabe, con el control del balón, intentando asociarse para buscar la forma de poner en peligro la portería de Isma Gil. En el 64 Yaimil batió al portero visitante, pero el colegiado señaló una falta previa de Chuli e invalidó el tanto. El Recre fue poco a poco inclinando el campo hacia el área visitante, sobre todo tras los cambios. La entrada de Fran, Sillero y Quiles en primera instancia, y Szymanowski y Víctor Barroso minutos después, dio un empujón a los de Claudio Barragán, que encerarron al Sanluqueño en su área. A pesar de ello, a quince de final apareció Nauzet para, de forma providencial, rechazar un remate de Geijo, que se plantó sólo ante el meta canario. A base de empuje, paciencia y jugadas a balón parado, el Recre intentaba adelantarse en el marcador y casi lo consigue en el 89 con un disparo de Quiles que obligó a Gil a estirarse, desviando a córner. Precisamente ese saque de esquina cambiaría el partido. Víctor Barroso la puso y, tras un rechace, el balón le cayó a Seth, que remató con la derecha para marcar su cuarto gol de la temporada casi con el tiempo cumplido.

Victoria merecida para el equipo, que lo intentó, sobre todo en la segunda parte, y que supone una inyección de moral que, a buen seguro, servirá para preparar el difícil duelo del próximo domingo ante el líder, el Algeciras, en tierras gaditanas. Inmejorable comienzo de año y de segunda vuelta para el Decano del fútbol español.

Por David Niebla

Redactor del Sevilla FC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *