granada casa

Los números del Granada cuando juega fuera de casa empiezan a ser un lastre para las aspiraciones del equipo de Diego Martínez

Llegado el ecuador de la competición, el balance del Granada deja en claro que hay un problema cuando toca jugar lejos de casa. El equipo nazarí, con su derrota ayer en El Sadar, acumula ya más de un mes sin ganar lejos de Los Carmenes en Liga. En esa ocasión, se impuso al Elche por 0-1 con un tanto de Luis Suárez.

No es tanto tiempo comparado con otras rachas negativas como visitante. Pero más preocupante es haber ganado sólo dos partidos lejos de Granada, siendo el otro ante el Getafe, allá por el mes de octubre. Ocho salidas que se han saldado con dos victorias, dos empates y cuatro derrotas. Sólo ocho puntos de los 28 que tiene actualmente el equipo granadino los han sumado a domicilio.

El problema no se reduce tan sólo a los resultados. Los problemas en ambas áreas también son remarcables. El conjunto dirigido por Diego Martínez es el segundo más goleado cuando le toca jugar fuera, habiendo recibido 21 goles en contra. En total, son 34, el equipo más goleado junto al Betis. En ataque también se complican las cosas, donde también son el segundo peor equipo al haber marcado sólo ocho tantos como visitante.

La situación en la tabla sigue siendo buena, cerca de los puestos de Europa League. En buena parte, gracias a los resultados del equipo cuando juega en su feudo. Pero con una clasificación tan ajustada como la de este año, comenzar a sumar también lejos de Los Cármenes es una obligación para un equipo que se está consolidando en la zona noble de Primera división.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *