enfermería Granada

Con el partido del Nápoles a la vuelta de la esquina, la enfermería del Granada vuelve a tener bastantes integrantes, algunos muy importantes

Cuando parecía que casi todos los jugadores iban a estar otra vez disponibles para Diego Martínez, las lesiones han vuelto a cebarse con su equipo. La enfermería del Granada cuenta ahora mismo con siete jugadores, algunos ya completamente descartados para el partido del jueves y otros todavía en duda.

Entre los que ya están descartados hay dos nombres especialmente importantes. El más reciente en caer lesionado, Luis Suárez. El colombiano ya se perdió el partido ante el Atlético de Madrid. Tras las pruebas que se le realizaron para conocer el alcance de la lesión, estas mostraron que estará unos dos meses alejado de los terrenos de juego. No sólo se pierde la ida, sino toda la eliminatoria y, en caso de clasificarse, la siguiente ronda también. La otra gran baja, esta ya desde hace unas semanas, es la de Luis Milla. El mediocentro sigue envuelto en su proceso de recuperación de la lesión muscular que le está teniendo apartado. Los otros dos descartados son Quini y Neyder Lozano.

En el apartado de dudas, aparece también desde la semana pasada el nombre de Roberto Soldado. Se le realizaron pruebas al mismo tiempo que Luis Suárez, y estas mostraron también una lesión, pero de menor gravedad. Aunque sigue trabajando en su recuperación y apurando sus opciones, el valenciano lo tiene muy complicado para llegar a la cita histórica del jueves.

Los dos últimos en incorporarse el grupo de lesionados han sido Montoro y Germán Sánchez. El primero, por una sinovitis en su rodilla izquierda y el segundo, por una dolencia muscular en el aductor izquierdo. Aunque también lo tienen complicado, Diego Martínez y el cuerpo médico nazarí están trabajando a tope para poder contar con dos jugadores que pueden ser de mucha importancia ante el Nápoles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *