molde granada budapest

El Molde-Granada, partido de vuelta de la eliminatoria de octavos de Europa League, se jugará en Budapest por las restricciones en Noruega

El Molde-Granada, correspondiente a la vuelta, el 18 de marzo, de su eliminatoria de Europa League, se disputará en Budapest (Hungría). El equipo granadino no tendrá que viajar a Noruega para dicho partido. Esto se debe a las restricciones que tiene establecidas el país nórdico actualmente, que no permiten la entrada del equipo español.

La ciudad ya está decidido por la UEFA. Ahora falta la confirmación del estadio en el que se jugará. Todo apunta a que será en Puskas Arena. Para los noruegos, esta experiencia no será nueva. Ya en la anterior ronda, en la que eliminaron al Hoffenheim, tuvieron que jugar como locales en España precisamente. Fue en el estadio de La Cerámica de Villarreal.

En esta ocasión, los noruegos han optado por un escenario más alejado, para obligar al Granada a tener que realizar un viaje largo. Su propio entrenador, Erling Moe, declaró para la televisión noruega que se desea «tener la ventaja de obligar al Granada a salir de su casa. Jugamos por clasificarnos para unos cuartos de final, no queremos que se sientan del todo en casa».

El Molde actualmente se encuentra de pretemporada, concentrado en Benidorm. Esa fue la razón por la que escogieron jugar en el estadio del Villarreal la anterior ronda. Pero las circunstancias y el tener que enfrentar a un rival español, les ha llevado a cambiar de ciudad. El Puskas Arena ya acogió un partido de competición europea recientemente. Fue en la Champions League, el partido entre Borussia Monchengladbach y Manchester City, también por las restricciones impuestas en las fronteras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *