CSD ha fallado a favor de lo que pedía LaLiga: el Sevilla-Barcelona se aplazará y no tendrá que disputarse, como estaba previsto, el sábado 11 a las 21.00 horas.

La realidad es que la convocatoria extraordinaria de CONMEBOL afectaba directamente a los internacionales de este encuentro.

Entendían en la patronal que no podían llegar a tiempo de disputarlo. El Villarreal-Alavés estaba en la misma situación.La RFEF entendió que este motivo no era causa de fuerza mayor para suspender el partido, lo que obligó a LaLiga a recurrir al CSD para que atendiera su petición. Villarreal y Barcelona tienen partidos de Champions el martes y deben jugar el sábado su encuentro de Liga.

En el caso del Sevilla los jugadores afectados eran los argentinos Gonzalo Montiel, Papu Gómez y Marcos Acuña. El último partido de Argentina en esta ventana CONMEBOL será en la madrugada del jueves 9 de septiembre a al viernes 10, a la 1.30 hora española- justo un día y medio antes del Sevilla-Barcelona de Liga.

Lo que ha hecho el Gobierno, vía CSD, es conceder las medidas cautelares que solicitó Javier Tebas el pasado viernes después de que la RFEF no quisiera aplazar los partidos. Sin embargo, dejan tiempo a la RFEF para que haga las alegaciones que considere y dan tiempo a los clubes para que hagan sus planes deportivos.Sevilla

Por David Niebla

Nacido en Sevilla, llevaba toda mi vida soñando con ser Periodista, ahora que puedo decir con orgullo que lo soy, trabajo cada día para ser el mejor de todos. Coordinador de "El Diario Deportes" y Presentador en Onda Corazón Radio Televisión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *