granada problema

El Granada, tras la derrota ante el Betis el pasado lunes, ha firmado su peor inicio en competición liguera en el último lustro

El Granada está viviendo un inicio de LaLiga Santander complicado. En cuatro jornadas, no conoce la victoria y acumula dos derrotas y dos empates. Con esos dos puntos sumados, ha firmado su peor inicio en competición liguera en los últimos cinco años, igualando con la campaña 2016-17. Y en ese año no acabó bien la temporada, pues el equipo descendió a Segunda División.

Las dos últimas campañas, con Diego Martínez en el banquillo, los inicios siempre fueron prometedores. Los buenos resultados colocaban al equipo en la zona media e incluso alta de la tabla. Y, a final de temporada, el equipo se acababa manteniendo en esas posiciones, incluso logrando la clasificación para Europa hace dos campañas.

En las 2016-17, el Granada era un equipo con caras completamente diferentes. En el banquillo estaba Paco Jémez cuando comenzó esa temporada y, en las cuatro primeras jornadas, también empató las dos primeras y perdió en las dos siguientes. En aquel entonces, empató ante Villarreal y Betis y perdió contra el Eibar y Las Palmas. Además, el balance de goles es el mismo en las dos temporadas, un -5.

En esa temporada, Jémez fue destituido poco después de la cuarta jornada, en la seis, tras perder los dos siguientes partidos. Y Robert Moreno ahora afronta dos partidos muy complicados, pero en los que sumar ya es una obligación. La próxima jornada toca visitar el Camp Nou, mientras que tres días después, visita el Nuevo Los Cármenes la Real Sociedad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *