Siempre que se pierde un partido se genera un punto de angustia y la única forma de quitárselo de encima es ganar el siguiente. Nos viene bien competir ya pronto e intentaremos traernos los tres puntos de Alcorcón”; éstas eran declaraciones que realizaba Rubi, entrenador del Almería, en la rueda de prensa previa al encuentro que los rojiblancos disputarán este viernes, a las 21 horas, en el Estadio de Santo Domingo.El técnico del conjunto almeriense explicaba que “analizamos mucho los partidos y en las dos últimas salidas hemos fallado mucho en el último pase. Eso es una de las cosas que hemos entrenado esta semana». Además consideraba, en este mismo sentido, que tanto en Lezama como en El Toralín, dieron facilidades en defensa al rival, otro aspecto en el que se ha hecho incidencia para ofrecer una mejor versión resarcirse de las dos últimas derrotas a domicilio.Pero conseguirlo no va a ser fácil porque como argumentaba “el Alcorcón ha utilizado bastantes sistemas de juego diferentes. Sabemos cuál es la idea de juego y se ve que son intensos, con delanteros de área rematadores y que va bien por fuera”. La confrontación se puede asemejar a la de Ponferrada, ya que como puntualizaba “el Alcorcón intenta elaborar jugadas y tiene matices distintos a la Ponferradina, pero es intenso y fuerte”.Independientemente de ello subrayaba que “la Segunda División A es difícil para todos, esa es la realidad. Todo el mundo ha arrancado con energía, ninguno de los que han bajado están entre los seis primeros ni tampoco los que jugaron promoción salvo el Almería. Hay que mejorar cosas, no lo niego, pero esta es una competición muy complicada”.Rubi tiene plena confianza en sus futbolistas y en el trabajo que realizan, aunque al respecto matizaba que “si los partidos no se sacan adelante los jugadores están más expuestos a que se hagan cambios. Esto lo voy a mantener durante toda la temporada porque lo veo así”.El entrenador del Almería aboga por la paciencia y por la tranquilidad, y opina que “no se puede pasar del blanco al negro por perder un encuentro”, y añadía que el equipo tiene mucho margen de mejora que se irá notando en las próximas semanas, contribuyendo a ello la recuperación de jugadores. El técnico confirmaba la ausencia, esta jornada, de Carriço, además de las de Aitor Buñuel y Juan Villar. El portugués tiene una dolencia muscular y no quieren forzarlo.

Por David Niebla

Nacido en Sevilla, llevaba toda mi vida soñando con ser Periodista, ahora que puedo decir con orgullo que lo soy, trabajo cada día para ser el mejor de todos. Coordinador de "El Diario Deportes" y Presentador en Onda Corazón Radio Televisión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *