Esta era la información que por medio de Fomento y Promoción (actuales dueños del club) sabíamos ayer a media tarde. Es cierto que los dirigentes almerienses están en otros menesteres, como la deuda que tiene el conjunto blanco o la restauración que tiene que hacerse en el campo Nuevo la Victoria. Pero si es cierto que si este Real Jaén no refuerza su plantilla, no podrá pelear por los puestos de ascenso a la Segunda RFEF.

El técnico lagarto a través de Puskas recibió la noticia de la posibilidad de hacerse con cuatro jugadores más y reforzar todas las líneas, que era una prioridad futbolística en estos momentos. El problema de incorporar a jugadores, es que otros tienen que salir. Actualmente el Real Jaén solo tiene una ficha libre para que pueda llegar un jugador, este hueco que falta está reservada para un delantero, esta operación es de máxima importancia.

Las otras llegadas están pendientes de que haya bajas en los próximos días, uno de ellos es el lesionado Julio de Dios, que todavía no ha podido debutar y están pendiente de como transcurre su lesión. El equipo lagarto no ha empezado con buen pie en esta Tercera RFEF, ajenos a los primeros tres puntos perdidos en las oficinas, los dos siguientes partidos se han zanjado con una derrota en tierras malagueñas y un empate contra el Porcuna. Esta semana visitaran Torremolinos, el Domingo a las cuatro de la tarde.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *