El conjunto que dirige Julen Lopetegui se ha reforzado en este mercado invernal con las llegadas al equipo de el Tecatito Corona y la última incorporación de prestigio por parte del cuadro andaluz al recalar en el mismo un jugador de la talla de Anthony Martial procedente del Manchester United en calidad de cedido.


Pero no sólo han sido refuerzos los que ha tenido el Sevilla sino que también se ha bajado de la nube en la que estaba justo antes de que se produjera el punto de inflexión que ha hecho al equipo hispalense bajar los humos. Sin lugar a dudas, la eliminación copera ante el Betis es decir, ante el eterno rival, supuso un impacto anímico severo en un Sevilla que a raíz de dicha derrota no ha ganado hasta el momento dejando dos empates. El primero ante el Valencia en Mestalla tras desperdiciar dos puntos debido a que iba ganado pero las tablas que puso Guedes en el marcado dejaron al conjunto nervionense muy tocado y que lo refrendó un Celta de Vigo esta última jornada disputada en el Ramón Sánchez Pizjuán tras ir ganando 0-2, aunque rescató un punto un Sevilla, que pese a seguir inmerso en la pelea por LaLiga Santander y tener la oportunidad este año de conseguir la séptima Europa League, no termina por mantener una regularidad al bajarse de una nube donde lo veía todo de color de rosas.


El Betis lo hizo bajar de esa nube y le dijo bienvenido a la realidad de una temporada tremendamente exigente donde mantener una progresión ascendente es crucial y providencial. Con la llegada de Martial, el Sevilla se ha reforzado de manera superlativa al poder contar Lopetegui desde ya con el jugador francés que recala en el equipo del Sánchez Pizjuán para darle alegrías a una afición que quiere ver desde ya una reacción. Precisamente desea una afición sevillista que esa reacción sea en el Sadar ante Osasuna que será el próximo compromiso que tenga un Sevilla que todavía puede seguir con el sueño de conquistar una competición doméstica en la que el único capaz de aguantar el pulso al Madrid es precisamente el cuadro de Julen Lopetegui que cuenta desde ya con un Martial que intentará por todos los medios ofrecer su mejor versión en Nervión para poder ser convocado por Didier Deschamps con Francia con el objetivo primordial de disputar el próximo Mundial de Qatar.

Por ello, el Sevilla se ha reforzado francamente bien y tiene en estos momentos una plantilla absolutamente de garantías. Aunque hay que contar con que «Hay otros grandes clubes que intentarán ganar LaLiga, así que tendremos que dar nuestra mejor versión para llegar al objetivo», Atestiguaba un Martial que llega a un equipo donde ese principal objetivo será la de alzar el vuelo y sobre todo ser ambicioso para «Ganar títulos» según un Martial que asegura que es para lo que el Sevilla está apto de hacer en esta temporada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.