cuentas equipos

ALMERÍA

Los números del Almería, que aprobó el mayor presupuesto de su historia con 43 millones de euros, contrastan con los de otras temporadas. Dicho incremento vino motivado por las obras que se están llevando a cabo en el Estadio de los Juegos Mediterráneos. Los andaluces, respaldados económicamente por el jeque saudí Turki Al-Sheikh, gozan de una gran salud económica, gracias en parte a su política de venta elevada de jugadores importantes.

BETIS

El vicepresidente del Betis, José Miguel López Catalán, desveló en una entrevista el pasado mes de abril que su club necesitaba ventas por valor de unos 25 millones de euros antes del 30 de junio para evitar pérdidas. Con un mercado muy parado en el que las ofertas no llegan a las cantidades que los verdiblancos esperaban recaudar, los máximos responsables béticos prefieren no malvender activos y asumen ya que por segundo ejercicio consecutivo cerrarán en números rojos.

Aunque su mayor preocupación a día de hoy es resolver cuanto antes su desfase respecto al límite salarial de LaLiga para poder invertir en nuevos fichajes todo lo que ingresen y salir de la limitación que sólo les permite gastar un euro de cada cuatro que generen, algo que está afectando seriamente a sus movimientos en el mercado.

CÁDIZ

En el Cádiz no hay excesivos problemas económicos a día de hoy, más allá de los de acometer fichajes de gran envergadura debido el escaso potencial monetario si se compara con otros equipos de La Liga. El Cádiz sabe que tendría que llevar a cabo otra ampliación de capital o vender futbolistas para subir en el escalón salarial si quiere cerrar fichajes de postín.

Sin embargo, con las cuentas saneadas, el club que preside Manuel Vizcaíno goza de una buena salud y no necesita ninguna inyección económica para cerrar las cuentas en positivo. Es más, en una temporada marcada por la pandemia, el Cádiz cerró con un superávit de 100.000 euros.

Y en un reciente informe realizado por Facts&Figures LaLiga y recogido por Palco23 se dice que el presupuesto para esta próxima temporada rondará los 60 millones de euros y que posee una deuda a cierre de la pasada campaña de 11,8 millones con entidades financieras, 5,2 con la administración y unos 800.000 euros con entidades deportivas, todo dentro del ratio de deuda permitido en relación a los ingresos totales. Tanto que las cuentas anuales recogen un ratio de deuda (tomando como referencia los ingresos totales del club) de tan solo el 10%, muy por debajo del que conllevaría a una posible situación de desequilibrio económico financiero.

SEVILLA

El Sevilla trató de hacer los deberes con la venta de Diego Carlos al Aston Villa, esperando un trato algo mayor, aunque conformándose (y el mercado ha dictaminado que actuó con celeridad y buen tino) con una cantidad menor a la pretendida. 33 millones y algún extra que no deberá abonar, acercándose el montante total a los 35. Más tres millones de la compra del canterano Pozo por parte del Almería.

Pese a ello, el club de Nervión presentará ligeras pérdidas. No excesivamente importantes, pero nuevamente pérdidas. No han forzado la marcha para vender a activos importantes antes del 30 de junio. Tuvieron el segundo mejor ratio salarial el pasado ejercicio y prefieren estar ahora más justos que limitar el futuro presupuesto, donde Monchi pretende una revolución este mismo verano. Los desfases de la eliminación temprana en Champions han sido corregidos. El gasto en enero entre Martial y Tecatito es lo que obligará a dar pérdidas y a volver a recurrir a los fondos propios para equilibrar las cuentas finales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.